lunes, marzo 06, 2006

El Parlamento como recogedor de sentimientos

¿De dónde los habrán recogido? ¿Cómo se puede atesorar y mesurar algo tan abstracto y etéreo como el sentimiento que uno experimenta en lo más profundo de su ser?
El Parlamento de Cataluña, recogiendo el sentimiento y la voluntad de la ciudadanía de Cataluña, ha definido de forma ampliamente mayoritaria a Cataluña como nación. La Constitución Española, en su artículo segundo, reconoce la realidad nacional de Cataluña como nacionalidad.
Pues yo soy catalán y nadie se ha preocupado de recoger mi sentimiento, sondear mi voluntad y calibrar los pálpitos de mi corazón. Os aseguro que hubiera abierto mi alma en canal... Más en Hispalibertas.

Lo que queda de preámbulo tampoco tiene desperdicio -en especial las digresiones a la Edad Media-, lo podéis descargar aquí en pdf.

1 comentario:

Sdan dijo...

PREÁMBULO:

En un país multicolor...