jueves, junio 30, 2005

Cine yankee go home!

¿Alguien se acuerda de aquel vociferante berrido "OTAN NO, BASES FUERA", emitido para echar a los anglomamones de nuestro patrio suelo? Yo tampoco me acuerdo (si acaso lo habré alucinado emulando a Carlos Castaneda). El caso es que ya no hace falta echar a gringo alguno, porque su imperio está en plena reculada y acabarán desintegrándose por combustión espontánea. Como muestra, un botón: mientras nuestro cine español se crece y experimenta una dilatación hacia el infinito, el cine americano no hace más que ir cuesta abajo, de derrota en derrota hasta el hostión final.
Hollywood está de capa caída. A la larga sequía creativa que padecen los grandes estudios --cuya consecuencia más visible es la reciente oleada de nuevas versiones de películas antiguas y de adaptaciones de tebeos de superhéroes--, se une ahora la peor crisis de taquilla de los últimos 30 años. Una crisis que en Estados Unidos registra ya el más largo desplome desde que en 1974 se implantó el sistema que permite conocer la recaudación de forma precisa y que se traduce en 18 semanas seguidas de descensos. Un récord.
Esto os pasa por no haber doblado en su momento Harry Potter al catalán. Si hubierais hecho caso a Carod-Rovira...

3 comentarios:

Anónimo dijo...

YO!! yo me acuerdo del berrido tío, a mi me llevaban de crío a esas manifas en la base naval de Rota.

--Golan.

john galt dijo...

A ti te llevaban Golan, pero lo mío es más grave. Yo era progre e iba yo por mi cuenta, sin que me llevara nadie.

Anónimo dijo...

yo voté que no a lo de la otan. Claro que era la primera vez que votaba y me hacia mucha ilusión llevar la contraria al poder.